viernes, 26 de junio de 2015

Bang Tango "Dancin' On Coals" (1991)


Bang Tango siempre ha quedado relegado un grupo de segunda fila pero se ha de reconocer que contribuyeron a darle un poco de aire fresco a un género, el sleazy rock, que a finales de los 80 y principios de los 90 se estaba convirtiendo en poco más que una parodia de si mismo.
Bang Tango combinaban el viejo hard rock de la escuela Aerosmith con el ritmo funk del bajo, metales aquí y allá y guitarras roqueras. Una combinación que en esos años estaba muy en boga.  
A principios de los 90s las bandas alternativas y de fusión como Red Hot Chili Peppers o Living Colour copaban todos los medios. Las grandes compañías, siempre buscando el the next big thing, buscaban bandas que combinasen rock con otros estilos y así fue como MCA fichó a Bang Tango.

Empezaba una nueva década y Bang Tango quizás querían alejarse de la imagen naïf y vacua del glam metal y la fiesta. Así que para este segundo disco adoptaron una estética más oscura, alejándose del excesivo colorido de su primer disco.
Un look y una portada gótica que poco tiene que ver con lo que encontramos en el interior del disco: una verdadera banda de hard rock.

La foto de portada, por cierto, siempre me recordó al Phantasmagoria de The Damned y, a raíz de este post, he descubierto que se trata del mismo fotógrafo: Bob Carlos Clarke, que también realizó las portadas del No Rest For The Wicked de Ozzy Osbourne, el Sin After Sin de Judas Priest o el Over The Top de Cozy Powell.
La similitud entre ambas fotos es muy curiosa, ya que son prácticamente iguales en cuanto a composición.


Dos años después de debutar con Psycho Cafe (1989) editaron este Dancin' On Coals, superior a su debut, pero que no fue suficiente para entrar en la liga de los grandes grupos. De todos modos es un gran disco repleto de buenas canciones y grandes estribillos, con una calidad fuera de toda duda.

Soul To Soul abre el disco con el groove funk del bajo de Kyle Kyle y adornado con unos saxos que le dan un toque muy soul. Con este tema ya se ve la tónica que seguirán las canciones del disco: riffs rockeros con una potente base muy marcada por un bajo funk, todo ello aderezado con sutiles saxos. Mención a parte merecen Kyle Stevens y Mark Knight cuyas guitarras están muy presentes durante todo el disco, con grandes solos (Dancin' On Coals, la canción, es un buen ejemplo) e inspiradísimos riffs. El elaborado trabajo de las guitarras y el sonido del bajo son, junto a la voz de Joe LeSté (que siempre me ha recordado en algunos tonos a la de Jesper Binzer de DAD), los elementos que perfilan el sonido característico de los Bang Tango.

Untied And True es un pedazo de tema (el mejor del disco) cuyo estribillo es imposible no tararear. No en vano fue el single de Bang Tango que más sonó en la MTV americana.

El disco mantiene un buen nivel en todo momento y destacan más de un tema:  I'm In Love (de aires un tanto siniestros),  Big Line (con guitarras muy a lo Hendrix), Emotions in Gear (por momentos recuerda a los primeros The Cult, con un Joe LeSté muy sensual), Dressed Up Vamp (un pequeño himno hard rockero) o la emotiva balada Midnight Struck, con unos coros gospel que le dan un toque muy soul.


Cierto que Bang Tango han quedado olvidados en el túnel del tiempo y sólo los fans mas acérrimos del género los recuerdan pero, si te gusta el hard rock de calidad con toques soul y funk (¿o es que el rock no ha bebido siempre de éstos géneros?) sin duda te alegrarán el día.

4 comentarios :

  1. Pues mira, me lo apunto porque conozco a la banda pero de oidas, y me ha seducido esta crónica, me la creo y me pongo a buscarlo, comentaremos la jugada.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Addison!! Apounta apunta, a ver que te parece.

      Eliminar
  2. Respuestas
    1. Genial que te llame la atención Bernanrdo!! Gracias por leerme, espero que disfrutes de este segundo trabajo de Bang Tango. Hard rock sin más pretensiones que hacer pasar un buen rato.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...